Primera modelo con sordoceguera estrena la pasarela de Milán

ABASOC ha acompañado a una joven mallorquina en su debut como modelo para la marca Eshbyesh

20/02/2019

Modelo con sordoceguera posa con la diseñadora Elvira Shipitsina en la pasarela de Milán

Mireia Mendoza, modelo con sordoceguera, posa con la diseñadora Elvira Shipitsina en la pasarela de Milán. Fotografía: Saveiro Chiappalone

La apertura de la Milan Fashion Week tuvo este año un cariz especial.  De la mano de Event SAVO, la empresa organizadora, Mireia Mendoza, una joven sordociega mallorquina, estrenó la pasarela con la colección colección “I see” de la diseñadora Elvira Shipitsina para Eshbyesh.

Sucedió este 18 de febrero, cuando Mireia subió a la pasarela ayudada por el bastón blanco y rojo que distingue a las personas sordociegas usuarias de bastón y desfiló con el apoyo de una modelo-guía. Es la manera habitual de desplazarse que usan las personas con esta discapacidad. La imagen de ambas recorriendo la pasarela y haciendo uso del bastón de la sordoceguera fue un momento épico.

Primera modelo con sordoceguera

Mireia es una joven socia de ABASOC – Asociación Balear de Personas con Sordoceguera, que, con 25 años, un implante coclear y una retinosis pigmentaria que limita progresivamente su capacidad visual, no podía dejar pasar esta oportunidad. Es además diabética y tiene problemas de equilibrio, pero con el apoyo de la asociación ha podido disfrutar de la experiencia al máximo. Aixa Mercadal, coordinadora de ABASOC, se encargó de garantizar todos los aspectos de accesibilidad en la comunicación, la orientación y la movilidad en el evento.

Sobre la experiencia para Mireia, Aixa dice que está encantada: «ha sido una vivencia indescriptible para ella vivir el evento desde dentro y sentir que es un  proyecto válido también para ella».

La colección “I see”

Para la diseñadora Elvira Shipitsina “el silencio alrededor de esta discapacidad es demoledor”. Si una persona con sordoceguera recibe las atenciones necesarias puede desarrollar una vida plena, afirma. Desafortunadamente la mayoría no recibe esos cuidados y con esto se limita injustamente su potencial de vida.

Por eso, en la colección “I see” los broches, bordados en forma de ojo, simbolizan la visión; los labios rojos la capacidad de comunicarse; los oídos florales refieren a la capacidad de escuchar. El suave tacto del cachemir habla de la importancia de las manos en la comunicación. El color predominante, el rojo, y los tejidos hechos a mano, sello de la marca Eshbyesh, son cautivadores y buscan hacer visible lo invisible.

El proyecto “That red sweater” es una iniciativa que busca destinar una porción de las ventas a ayudar a las personas con sordoceguera. Se trata de ver no solo con los ojos sino también con el corazón.

ABASOC es miembro de FESOCE. Ambas entidades agradecen a Eshbyesh, así como a las marcas TOOCHE y Love life liza dolls esta oportunidad, con la participación de la primera modelo con sordoceguera en la pasarela de Milán.